domingo, 27 de septiembre de 2009

Montañas de nada


Mira que mira,
el sabádo durmió la mañana.
Grita que grita,
el despertar del amanecer en el ocaso.
Truena que truena
el sol avanza deprisa, pero lo sabes por intuición.
Picos, más picos, muchos picos.
Pinchos que abuman, pero que no puedes evitar sentir
aunque no ver.
Solo gobiernan ellos.
Amanecer, atardecer y noche
nombres para una misma cosa.
No te vuelvas loco, no te vuelvas loco
¿Que es la cordura? Dios, dios, dios.
Tres momentos que estabilizan el tiempo: tres comidas.
No me volveré loco. tengo que recordar cual fue la última comida.
¿Cual fue? no se recuerda
¡Un sonido! Hace clic, clic, clic, clic.
Clic, clic, clic, clic.
Goteo. De agua, de vino, de esperanza.
Imaginando la trayectoria de cada gota.
Imaginando la densidad de cada gota.
Imaginando la cantidad de cada gota.
¡No te vayas goteo mío! Raro es para mí algo diferente a mis dos momentos cambiantes: comida y limpieza, limpieza y comida.
No me abandones, goteo mío ¡No lo hagas!
Presencia extra de vida me dice que hoy ha sido un buen día.
Duele, duele, duele, duele.
Piel desgarrada por uno mismo para sentir dolor,
y sentir que sigues vivo.
Duele, duele, estoy vivo, estoy vivo.
Camina para un lado, camina para otro.
¿Y si el lenguaje se olvida por falta de práctica?
Habla, habla, habla, habla.
Se hace pequeño todo.
La cabeza estalla de tanta fata de movimiento.
Palpitaciones, contradicciones.
Pasos que anuncian que no caminas.
Montañas de nada que se ciñen al vacío.
No puedo recordar, no puedo recordar.
¿Cómo llegastes ahí?
No puedo recordar.
Ya no puedo recordar ni que es el símbolo de la ausencia.
Cual es la cara oculta de la mentira.
No puedo recordar, no puedo recordar...
---------------
Nunca he estado en una celda de aislamiento y, por lo tanto, aquello que pueda imaginarme sobre ello solo serán meras especulaciones débiles que, ni por asomo, podrán comparse con la realidad. He de decir que, dicho castigo, aunque no lo parezca, debe de ser uno de los peores.

5 chispas coloridas:

Alberto P. dijo...

Aislamiento! Así nació el mítico, adorable Mr. Nobody en los comienzos de la Doom Patrol de Grant Morrison:
http://www.chycho.com/images/nobody1.jpg http://www.chycho.com/images/nobody2.jpg http://www.chycho.com/images/nobody3.jpg http://www.chycho.com/images/nobody4.jpg
(Cutre dibujo, Morrison primerizo, no te muestra cómo es el Señor Nadie, pero es una escena memorable, y por ella, siempre que me mencionan aislamiento, pienso en blanco y no en negro).
Alberto!

Mente Policromada dijo...

¡El Señor Nadie!
Acabo de ver información sobre este personaje de comic: un ser malvado que se aprovechaba de los demás atacando a la salud mental de los seres humanos (él también está ya un tanto enloquecido). Es muy dificil identificar una imagen a este personaje, pues no la tiene. Artísticamente, algunos la califican como una sombra con un agujero en forma de corazón en el pecho.:)

Zay dijo...

pues yo creo que para lo que hay por ahí, a veces casi mejor estar en una celda de aislamiento que con otros seres humanos :P

Mª JOSE. dijo...

ERSTOY CONTIGO POLI,UNA CELDA DE AISLAMIENTO PARA UNA PERSONA QUE NECESITA RELACIONARSE CON OTRAS DE SU MISMA ESPECIO..HA DE SER LO MAS DOLOROSO PARA SU ALMA.
BESOS.MJ:)

Mente Policromada dijo...

Zay: precisamente eso me dijo esta mañana un amigo. ¡Que casualidad! Jejejeje.
Mª José: yo, personalmente, me volvería trastornada. Quiero decir más locamente trastornada de lo que ya estoy. ;D

Publicar un comentario